Butlletins

1 – EN HOMENATGE A LA DONA PAGESA

EN HOMENATGE A LA DONA PAGESA

les-moissonneuses---henry-lerolle

El dia 15 d’octubre es el Dia Internacional de la Dona Rural. Volem aprofitar aquesta data, que coincideix amb la sortida de NOTICEA 16, per publicar el capítol d’un llibre de finals del segle XIX amb una referència a la dona pagesa que hem cregut d’interès com a testimoni d’una realitat que ens avergonyeix. Afortunadament, els temps han canviat en positiu, però encara queda molt recorregut en el camí de la igualtat de gènere i del respecte a la dona pagesa i a la dona rural.

En aquest capítol es descriu un rol institucionalment subordinat de la dona, fins i tot se la menysté de forma greu i explícita (“la mujer aunque menos inteligente que el hombre…”), tot i que se la considera imprescindible i directora de la complexitat multifuncional de l’explotació i –per acabar de contradir a l’autor- dotada de “mayor perspicacia”, que “debe ser consultada en los asuntos difíciles”.

En altres paraules, un document que expressa la realitat injustament menystinguda de la dona pagesa, al mateix temps que, quasi sense proposar-s’ho, en posa en evidència la seva importància, la seva vàlua  i la posició clau en la dinàmica de l’explotació agrícola.

 

 “LA MUJER AGRICULTORA[i]

No basta que el agricultor se halle dotado de las cualidades necesarias, es menester además que la compañera de su vida colabore en esa obra de la producción, con el auxilio de todas sus facultades especiales.

La principal misión de la mujer es crear una familia para la perpetuación de la especie y educarla en los eternos principios de bondad y amor al trabajo. Debe también con la delicadeza de sus sentimientos formar un hogar doméstico ameno y agradable, donde todo el personal de la explotación encuentre el reposo de sus fatigas y un estímulo para la continuación del trabajo.

Le corresponde además el gobierno de la casa, dirigiendo la cocina, el lavado, planchado y reparación de la ropa, procurando el orden y el aseo en el interior, con la mira puesta siempre a hacer la vida agradable, dentro de los sanos principios de economía domestica.

Cae también bajo sus atribuciones la dirección de ciertas pequeñas industrias como la cría de aves de corral, la cría del cerdo, la fabricación de la manteca y el queso, la cría del gusano de seda, cuyos productos son frecuentemente una buena fuente de ingresos para la explotación.

Puede también auxiliar en ciertos trabajos generales que requieren solo destreza como las escardas, la recolección y la preparación de ciertos productos, siempre y cuando estos trabajos sean compatibles con los propios de la mujer y procurando no abusar de su fuerza, porque entonces se desnaturalizaría la misión de tan importante auxiliar, invadiendo atribuciones propias del hombre.

La mujer aunque menos inteligente que el hombre está dotada de mayor perspicacia para abarcar de un golpe de vista certero la realidad de las cosas, por lo que debe ser consultada en los asuntos difíciles, sirviendo a veces para corregir los defectos y complementar las cualidades del agricultor.

Las cualidades más importantes que deben adornar a la mujer agricultora son: la fidelidad, la gracia, la dulzura, la bondad de carácter, la paciencia, la constancia, la resignación, la actividad, la limpieza, los hábitos de orden y economía y, sobre totsas, el amor a la casa y a la familia.”

 

[i] Capitol sobre “La mujer agricultora” del llibre “NOCIONES DE ECONOMIA RURAL” de Esteban Sala Carrera (catedrátic d’agricultura a l’Institut de Tarragona), publicat l’any 1890